Diario de viaje: Por corbata

—¿No deberíamos parar a poner gasolina? —exclama el Purgi cuando pasamos por delante de una gasolinera.

—Pero si aún no estamos ni en reserva. contestoCuando se encienda la lucecita, paramos.

Debían de rondar las 20:30 y no se veía absolutamente un pimiento. Cinco minutos después de este diálogo, ¡cinco!, se enciende el chivato de la gasolina. Confirmado: estamos en reserva. La primera reacción fue la más normal en estos casos: coñas y muchas risas. Cuando ves que vas avanzando y no hay ni una triste estación de servicio, te vas acordando de todas y cada una de las que has pasado durante el viaje. El tiempo pasa, la aguja va bajando y el jolgorio inicial deja paso a un silencio nervioso. Seguimos por la 58 mientras nos animamos entre nosotros con comentarios del tipo “seguro que después del siguiente repecho hay una gasolinera”.

Han pasado veinte minutos. Nadie dice nada. Todos sabemos lo que va a pasar en breve. Y la perspectiva de andar en medio de la noche por una carretera desconocida en busca de una gasolinera va ganando enteros. A la desesperada tomamos la primera salida que encontramos. Ésta nos conduce a un pueblo de nombre impronunciable. Cuatro casas y un bar cerrado a cal y canto nos dan la bienvenida. Aparco en la cuneta y me hecho encima de un coche que está a punto de arrancar del parking del bar. Hay una gasolinera un poco más adelante. ¡Perfecto!

Estamos salvados. Regresan las risas. Arrancamos, nos incorporamos de nuevo a la dichosa 58 y después de dos curvas no vemos nada. Silencio sepulcral. “¿Por qué no habré parado cuando me lo ha dicho el Purgi?”. Si no me repito este pensamiento 5 veces por minuto no me lo repito ninguna vez.

A la tercera curva aparece un cartel indicador anunciando una Gas Station. El grito de alegría es unánime. Prometo que no me volverá a pasar consciente que antes de llenar el depósito habré olvidado el mal rato que hemos pasado y seguramente habrá un “otra vez”.

Llegamos al surtidor. Apago el motro. El Purgi sale del coche con el paquete de tabaco en la mano.

—Me voy a fumar un cigarro que me lo he ganado.

—Sí, pero aléjate un poco que estamos en una gasolinera —dice Ximo.

Anuncios

Acerca de Joel

Por ahí dando vueltas
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

12 respuestas a Diario de viaje: Por corbata

  1. Merche dijo:

    Jajajajaja, que grande! Vaya tres patas pa’ un banco!
    Y te digo una cosa, que soso hubiera sido llegar con normalidad y listo. No te veo yo a ti llegando así. Por lo menos habéis tenido aventura para un rato… jajaja. (A quién no le he pasado eso de apurar… y apurar el depósito, hasta que es demasiado tarde? jiji)
    Parece ser que ya puedo comentar 🙂
    Post del Gran Canyon….! venga..! jaja, lo estoy deseando!
    Por cierto, hacia dónde ibais?
    Un besazo!
    PD. Hazle caso a Purgi, un tipo sabio, por segunda vez! jajaja.

  2. Marta dijo:

    Jajajajaja, me recuerdas a mi!!!!que gracia.Nos pasó lo mismo en una ocasión en plena noche, que habíamos cruzado un montón de gasolineras y ya me veia andando por ahí sin conocer el lugar. Nosotros en las cuestas hasta llegamos a parar el motor y todo!!!porque no pasaba ni un coche y no estabamos para tirar cohetes.
    Según la expresión: pa´habernos matao!!!!!jajajaja.

    Con lo fácil que es recargar de gasolina y no ser tan racano!!!!!!!jajajajaja. Pero a todo el mundo creo que nos ha pasado alguna vez.

    Para donde vais petardo???cuéntanos por donde va vuestro rastro. Os lo estais pasando divinamente!!!!me alegro un montón.

    Muuuuuuchos besos.

    Marta

  3. Chiqui dijo:

    Y lo peor es que la siguiente será igual….no hay remedios! Enorme! jejeje

    Abrazo para todos!

  4. Isac dijo:

    Sinceramente, me ha dado rabia que no os hayáis quedado tirados, el post habría dado mucho más juego… Bueno, otra vez será… 😉

  5. Joel dijo:

    Merche: creo que todo el mundo tiene una historia parecida. Sin ir más lejos tengo una con Chiqui de vuelta de un viaje a la nieve. La verdad es que apuramos bastante también… DEMASIADO. El destino final es Las Vegas, pero ahora estamos rollo parques y senderismo. Así somos nostros 😉 El próximo post será el del Grand Canyon, prometido.

    Marta: en la que contaba antes que me pasó de vuelta de la nieve las bajadas en punto muerto. Apurados, apurados. Si es que nunca aprendemos. NUNCA. Estamos programados para equivocarnos una y otra vez. ¿No nos cansamos? Se ve que no. Y lo que mola??

    Chiqui: los 3 somos conscientes que será tal y como tu dices. Pero creyendo que no somos más felices. Así que no volverá a ocurrir. Prometido 🙂 Un abrazo de parte de los otros dos monos. Yo te mando una calentoña!! jajajaja 😉

    Isac: si es que la gente sólo nos quiere el mal. Como eres. Eso es rencor. Por cierto, no deberías estar ya en España?? NO TE CANSAS DE EQUIVOCARTE?? Jajajaja.

    Un abrazo a los 4, par de par de element@s.

  6. lorco dijo:

    CERVEZAAAAAAAAAAAAAAAA!!!

    Mira que no tener MILES de cervezas en el maletero!! Si eso vale PARA TODO!!!

    un abrazo monstruos!!

    • Joel dijo:

      Oye, pues unas cervezas en mitad del Desierto de Mojave, que es un pequeño detalle que se me ha olvidado mencionar, no hubieran estado de más. Además, hubieran estado frescas, frescas.

      Me alegro de que estéis bien. Un abrazo para los dos, artistas.

  7. Puxi dijo:

    Mercheeeee,no nos conocemos pero me caes bien,gracias por lo de sabio,veo que has captado mi esencia a la primera,jeje no como estos 2 companeros de viaje,que no me hacen ni pluto caso!!!!!es que nadie me escucha!! Jajaja
    Aclaracion de la aventura de la gasolina:
    El momento mas critico fue cuando en medio de un silencio sepulcral,de golpe y porrazo el conductor(cano) apago la radio,luego nos dijo ke era para gastar menos(manda huevos!!!) y inmediatamente despues nos pusimos detras de un camion a 30 por hora!!!! Ke nos adelantaba todo dios,hasta nos adelanto una viejecita ke iba andando,muy simpatica,ke nos ofrecio cafe y
    todo!!!!!! Al final aparecio la gasolinera ,y efectivamente me gane fumarme un cigarro,y encima ,aun tengo que aguantar ke estos 2 cabrones,todo el dia me dicen ke no aporto nada,un dia k aporto algo de vital importancia y no me hacen ni pluto caso!!!!!!!!!!! Y encima no me dejan dormir nunca!!!!hay uno ke a los 5 segundos ya esta roncando,y el otro se mueve mas ke

  8. Puxi dijo:

    Un tiovivo!!!y hoy ha ido de un pelo ke no le meto un codazo,ke casi me tira de la cama!!! Y encima me cuentan los cigarros que me fumo cada dia,lo que tengo de aguantar!!! Dadme animos para aguantar a estos dos,o enviadme cianuro,y prometo que parecera que haya sido un accidente….

    • Joel dijo:

      Ni puta idea. No le hagáis el menor caso. Distorsiona la realidad para amoldarla a sus fantasías (a veces no del todo impolutas). Y lo de la sabiduría… en fin… será por libros! Algo se le habrá pegado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s